Revista ProduccionRevista Produccion

        inicio                última versión digital                   ediciones anteriores                   mercado de granos                 el tiempo                 contáctese con la editorial       
Regresar al sumario

Jul/Ago 2014


Exposiciones

La lechería renació como el ave Fénix en Tucumán

Expo Láctea del Norte 2014

Entrevista: Domingo Colombres, presidente de la Mesa de Lechería de Tucumán

El presidente de la Mesa de Lechería de Tucumán, Domingo Colombres habló sobre la situación del sector, perspectivas y oportunidades en una región alejada de la cuenca lechera tradicional, pero que cuenta con todos los elementos para convertirse, de una vez por todas, en un polo de desarrollo productivo-industrial.

Trancas, al norte de San Miguel de Tucumán fue sede una vez más de la tradicional muestra lechera que reúne a cientos de productores, técnicos e industriales del sector de toda la región que buscan posicionar nuevamente a la actividad como una alternativa válida en materia productiva en el Noroeste Argentino.
Se trata de la "Expo Láctea 2014", que contó con la presencia de funcionarios del área agrícola a nivel local y de la secretaria nacional de Desarrollo Rural y Agricultura Familiar, Carla Campos Bilbao.
En la oportunidad, Revista Producción entrevistó al presidente de la Mesa de Lechería de Tucumán, Domingo Colombres, para conocer la situación del sector, perspectivas y oportunidades en una región alejada de la cuenca lechera tradicional, pero que cuenta con todos los elementos para convertirse, de una vez por todas, en un polo de desarrollo productivo-industrial.
Organizada por la Mesa de Lechería de Tucumán, se mostró a pleno el impacto positivo que tiene la integración público-privada, como así también el impacto social que la exposición tiene entre los productores, sus núcleos familiares y el entorno de Trancas. En la oportunidad, se desarrollaron jornadas de capacitación sobre ganadería bovina y caprina, y sobre la industria lechera artesanal.

¿Cuál es la situación actual de la producción de leche bobina en la provincia?
Tucumán, y en especial la zona de Trancas, se han convertido en centro de esta actividad en la región, logrando que la leche y sus derivados formen parte de la dieta de todos los argentinos, además de convertirse en objeto de logros científicos como lo es el yogur probiótico. Este producto, como tantos otros, es de gran importancia para nosotros y de orgullo para Tucumán. En materia de producción, podemos decir que el desarrollo de la cuenca lechera de Tucumán alcanza una producción actual de 75 mil litros de leche por día (tradicionalmente no superaba los 50 mil litros). El sector creció de una manera interesante hasta hace un par de años pasando de 45 mil a 75 mil litros de leche por día y de ahí nos costó seguir creciendo. La cuestión es ir paso a paso. Nosotros seguimos empujando y "remando" a pesar de lo que significa la lechería en el país en estos momentos, donde todos saben que no es un sector que progrese como otros. El lema nuestro es "Producir leche vale la pena", con todo lo que significa esto. Nosotros producimos leche y nos damos fuerza y tratamos de mostrar que este lema es algo por lo que vale luchar.

¿Qué se muestra en esta exposición del sector?
Es muy especial para nosotros la Expo Lechería porque tratamos de que el público conozca cómo estamos trabajando y que nuestra tarea no sea algo aislada. Queremos mostrar lo que venimos haciendo y hacia dónde queremos ir. Y la capacitación, que también se da en este tipo de encuentro, sirve a los integrantes de la cadena de producción que no sólo es extraer la leche a la vaca, sino también la preparación del forraje, la crianza del ternero, sistemas reproductivos, la elaboración de productos artesanales.

El precio del producto ¿es bueno en el mercado interno argentino?
Comparado a nivel país, nosotros tenemos un serio problema: La mitad de nuestra producción lechera (cerca de 35.000 litros) se va a la provincia de Santa Fe para ser elaborada en otros productos (queso), y ahí tememos una sucesión de fletes que afecta nuestras ganancias y en el costo de producción. Hay un 10 por ciento que estamos relegando por esa cuestión.

Pero en el caso que Trancas estuviera en la Cuenca Lechera tradicional del país, ¿el precio que se paga por el producto elaborado, es bueno?
La lechería a nivel nacional no termina de repuntar. Hoy se produce lo mismo que hace 10 ó 12 años. Es una actividad difícil, muy dura y hay que ser muy eficiente para sobrevivir ya que te da ganancias ínfimas. La lechería está en un umbral más abajo que otras actividades del campo, más complicado para seguir. Aquí hoy se sobrevive.

O sea que es muy difícil ser productor tambero. ¿Qué los incentiva a seguir produciendo?
Es una pregunta extraordinaria que nos hacemos a diario muchos de nosotros. Creo que seguimos siendo productores tamberos por una cuestión emocional. No existe una respuesta racional. Nosotros en Trancas luchamos no sólo por el sector lechero, sino por todo el sector productivo que es lo que da inicio a todo. El sector productivo es lo que hace que este país exista y crezca; desde nuestro lugar, nosotros aportamos nuestro granito de arena para que Argentina también sea lechería.

¿Analizaron el tema de la diversificación para apoyar a la lechería?
Siempre estamos buscando la manera de diversificarnos, poner los pies en otra actividad. Pero no es fácil; es una búsqueda constante y hay que ver que Trancas no tiene terreno como para otras alternativas productivas.

En materia tambera, además de leche se produce queso, yogur...
Se produce queso, yogur. Hay una producción industrial también en la zona. Lo que pasa es que Tucumán produce 75.000 litros de leche y de ese total la mitad se procesa en la provincia y la otra mitad se va a Santa Fe. También existe la producción artesanal de leche ya que en la zona hay muchos pequeños productores. En Trancas tenemos 44 productores lecheros en todo el NOA, con Salta especialmente, rondarían los 80 productores. Salta tiene menos productores chicos y una producción un tanto mayor que alcanzaría los 80.000 litros diarios.

¿Criar una vaca lechera es costoso?
La actividad agropecuaria que más valor agrega es la lechera. Los productores producen el forraje y en lugar de venderlo como forraje al puerto o silos, lo transforman en vaca; a la vez, a esa vaca, en vez de venderla como carne la transforman en leche, son ganaderos a la vez ya que crían al ternero; y también son industriales al elaborar la leche, el yogur o el queso. Las variables que hay que manejar para tener una empresa eficiente son muchas en nuestra actividad. La lechería es para personas a las que le gusta mucho el tambo.

La cuenca ha venido creciendo de manera sostenida luego de un "parate" importante en la década del 90 y comienzos de 2000.
Hoy es protagonista del encadenamiento vertical más exitoso que tenga el país porque en ella están presente desde la ciencia como los institutos Conicet y Cerela que desarrollaron el yogur probiótico y se cuenta con apoyo de la Nación y la provincia. Los productores elaboran la leche, la industria láctea local lo envasa, el Estado tucumano la compra y luego distribuye. Hay datos de que tres veces por semana 140 mil dosis del yogur "Yogurito" se distribuye entre chicos de distintas escuelas.

Lo ideal sería industrializar toda la leche de la región en Tucumán...
Hay que tener en claro nuestras capacidades y el oficio para transformar los volúmenes de leche que elaboramos para que el total de la producción sea procesada acá. Hay que hacer una cosa muy integral. De esa manera se podrá fortalecer la cadena de valor. El productor tiene que tener una remuneración acorde al esfuerzo económico para que le permita seguir activo.


 


Las cuencas lecheras argentinas

La producción lechera de nuestro país ser divide así:
Cuencas Lecheras Tradicionales: ubicadas en la región pampeana (zona central de Argentina) conformada por las provincias de Córdoba, Santa Fe, Buenos Aires, Entre Ríos y La Pampa. Caracterizadas por poseer un "clima templado" con temperaturas medias entre los 16 y 18 °C y precipitaciones entre los 720 y 900 mm anuales. De estas cuencas proviene el 90% de la producción lechera de país. La raza lechera mayoritaria es la Holando Argentino, con una producción promedio de 3.876 litros de leche/vaca/año.
Cuencas Lecheras No Tradicionales, comprende: Cuyo: integrada por las provincias de Mendoza, San Juan y San Luis. NOA: integrada por Salta, Jujuy, Catamarca, Tucumán y Santiago del Estero. NEA: integrada por Corrientes, Chaco, Misiones y Formosa. Caracterizada por poseer un "clima subtropical húmedo" con temperaturas medias entre los 21 y 23 °C y precipitaciones entre los 1.200 y 1.700 mm anuales. Las razas lecheras bovinas son variadas: Holando Argentino, Cruza de Holando Argentino con Jersey, Tropicana, Jersey, Gir Lechero, Pardo Suizo, Criolla.
La cuenca de Trancas y Valle de Lerma (Salta) es una región con una larga tradición lechera y condiciones agroecológicas apropiadas para la producción tambera, que sin embargo no logra alcanzar un desarrollo sostenido. Por sus características en lo que se refiere a la generación de trabajo permanente de manera directa e indirecta y por ser una alternativa para la diversificación y rotación en zonas donde los monocultivos son muy frecuentes, promover el desarrollo de la lechería se considera una buena alternativa para el desarrollo regional. La superficie total dedicada al tambo es de 4.650,5 hectáreas, de las cuales tienen riego permanente 2.613,5 hectáreas. En total habrían unas 4.500 vacas lecheras.

Revista PRODUCCION: La lechería renació como el ave Fénix en Tucumán
 
Revista PRODUCCION: La lechería renació como el ave Fénix en Tucumán
 

Por Fabián Seidán



Portada de la Edición correspondiente a esta nota Esta nota fue publicada en las páginas Nº 28, 29 y 30 de la edición en papel de la revista de Julio / Agosto 2014.
Haga click aquí para verla en Versión Flash®







©1995-2021 Revista Producción. República Argentina  República Argentina. Todos los Derechos Reservados.    |    Contáctese con la EditorialWebsite desarrollado por InterNet Tucuman